Saltar al contenido principal

Cosas que hacer

Descubre a qué sabe Catar con Rachel Morris

Rachel Morris

Biografía

Rachel Morris es una bloguera de gastronomía y viajes que se instaló en Doha (Catar) en 2007. Su conocido blog Life on the Wedge se ha convertido en la guía de consulta obligada sobre dónde comer y beber en Catar por su búsqueda valiente de las mejores experiencias para los amantes de la gastronomía, tanto en Catar como en el extranjero.

Lo que más me gusta de Catar es que puedes probar platos de todo el mundo en un solo día. Desde comida callejera árabe hasta alta cocina de inspiración francesa pasando por Malasia o India, Catar es un recorrido por tus papilas gustativas.

Rachel Morris
Rachel Morris Bloguera de gastronomía y viajes en Life on the Wedge

Mis historias

Restaurante IDAM

Noches de Ramadán

Uno de mis momentos preferidos del año en Catar es el Ramadán. Es tiempo para la reflexión, la familia y las tradiciones. A pesar de que la COVID-19 ha transformado la manera de celebrar el Ramadán tanto en Catar como en el resto del mundo, muchas de estas tradiciones se han conservado. Aunque no soy musulmana, el Ramadán ya forma parte de mi vida, es una época del año que espero con ilusión. Para mí lo más hermoso es la ruptura del ayuno con la puesta de sol, momento en el que se reúnen las familias y los amigos. También existen tradiciones gastronómicas como, por ejemplo, la receta catarí Harees, hecha con dátiles, arroz y trigo, que me encanta comer en esta época del año.

Restaurante IDAM

Panorama gastronómico catarí en evolución

Cuando llegué a Catar por primera vez, el panorama gastronómico no había evolucionado tanto como en la actualidad, aunque había algunos restaurantes árabes, indios e italianos fantásticos. Ha cambiado muchísimo en los últimos 15 años, a la vez que Doha ha crecido hasta convertirse en una ciudad absolutamente global en muchos aspectos. Si me hubieran dicho que tendría la posibilidad de probar la auténtica cocina nikkei peruana, comida uzbeka o incluso auténticos dumplings chinos hechos en un día para llevar, los habría tomado por locos. Pero hoy en día ¡todo es posible!

Restaurante IDAM

La ruta de las especias

El zoco Souq Waqif es mucho más que un destino turístico. Es un mercado real, vivo y animado para las familias cataríes. Se vende de todo, desde ropa tradicional hasta utensilios de cocina y, por supuesto, especias. Me encanta visitar Spice Souq dentro de Souq Waqif. Es como viajar atrás en el tiempo, con los comerciantes exhibiendo montones coloridos de especias como cúrcuma, pimentón, chile, etc. Puedes comprar azafrán de Irán, granos de pimienta del sur de la India y mucho más. Te envasarán las especias al vacío para que sean fáciles de transportar en tu viaje. Acudo a Spice Souq con frecuencia para reponer mi surtido de especias y disfrutar del ambiente.

Restaurante IDAM

El delicioso Umm Ali

Hay cierto debate sobre los orígenes del nombre Umm Ali, pero desde luego no sobre su delicioso sabor. Versión árabe del postre de pan y mantequilla, está formado por capas de hojaldre combinadas con pistachos, copos de coco, uvas pasas y mucho azúcar. Se cubre la mezcla con leche o, a veces, nata, se espolvorea un poco de canela y se añaden frutos secos por encima, como pistachos. Por último, se hornea la mezcla hasta que se dore. ¡Para mí es como un abrazo servido en un bol! Aunque puedes encontrar Umm Ali en muchos restaurantes y cafeterías de Catar, el más famoso es el del emblemático Sheraton Grand Hotel, y allí fue donde lo probé por primera vez.

Mis consejos de viaje

Usa el metro: el metro de Doha es completamente nuevo y muy práctico. Por unos cuantos riales puedes llegar a los puntos más importantes de Doha. No te olvides de preguntar por el Metro Bus, que une los lugares cercanos a las estaciones.

Tráete un chal o una sudadera: estamos en el desierto pero nos ENCANTA poner el aire acondicionado a tope incluso en los meses más fríos, así que a veces en los restaurantes y cafeterías hace un poco de frío.

Mis lugares favoritos para comer en Catar

La diversidad del panorama gastronómico en Catar te sorprenderá y es una de mis cosas preferidas de ser una amante de la comida aquí. Además se adapta a todos los bolsillos y paladares. Tanto si buscas algo asequible, como alta cocina o algo intermedio, podrás encontrarlo aquí. Estas son mis mejores recomendaciones, aprobadas por una amante de la gastronomía, sobre dónde comer en Catar:

 

Información útil

Dirección

Museum of Islamic Art, 5th Floor، Corniche Promenade, Doha, Qatar

Teléfono

Horario

Sunday to Thursday: 12:30–3:00 PM & 7:00–10:00 PM

Las 10 mejores cafeterías de Doha para verdaderos amantes del café

Bebe té: el karak es básicamente la bebida nacional de Catar. Lleva té, leche y azúcar, y se sirve muy caliente y algo dulce. Es el combustible perfecto para hacer turismo. Pagarás 1 QR por una taza o hasta 5 QR en lugares más sofisticados.

Ambiente nocturno: Doha cobra vida durante la noche, así que no te sorprendas si algunos sitios permanecen tranquilos durante el día. Muchos lugares, como el zoco Souq Waqif, abren por la mañana, cierran a mediodía y abren de nuevo por la tarde.

Sigue mi itinerario

1.       Probando los sabores del zoco Souq Waqif

En el corazón histórico de Doha, el zoco Souq Waqifse ha reconstruido en la ubicación del antiguo mercado de la ciudad. Es fácil pasar horas perdiéndose por sus callejones serpenteantes. También ofrece algunos lugares maravillosos para comer.

Empieza la visita llenando el estómago con un desayuno tardío en uno de los dos cafés regentados por mujeres cataríes: Shay Al Shamous o Al Jasra Café. En ambos se sirven clásicos cataríes abundantes como el rajaj (trozo de pan extrafino parecido al hojaldre untado con queso o miel) y una taza de karak.

Dirígete al cercano Museo de Arte Islámico, al que se puede llegar andando desde el zoco o en unos minutos en taxi, para explorar las colecciones permanentes de artefactos islámicos a lo largo de los milenios. Haz una parada en MIA Café, situado en el atrio con cúpula del museo, y que cuenta con unas vistas imponentes del Corniche y las torres de West Bay. Aquí podrás disfrutar de un café y, quizás, un trozo de tarta, pero guarda un poco de apetito para la siguiente parada.

De vuelta en el zoco, puedes comer en Parisa Souq Waqif. Prepárate para una verdadera experiencia, el interior decorado con espejos te deslumbrará tanto como la carta de especialidades persas. Prueba el Taj Bareh Kebab, una de sus especialidades de costillas de cordero a la barbacoa, o cualquiera de los kebabs tradicionales iraníes.

Da un paseo por el zoco, que cobra vida a partir de las 4 de la tarde. No te olvides de pasar por las pequeñas tiendas que venden todo tipo de baratijas y objetos, como pasminas o suvenires. Ten cuidado con la policía, vestida con su uniforme tradicional, que va de un lado a otro en Segway.

Para el postre, ve al zoco de los perfumes, al otro lado de la calle del zoco principal Souq Waqif. Se ha renovado recientemente; aquí solía estar el antiguo zoco Gold Souq, que se ha reubicado. Dentro encontrarás una hermosa cafetería llamada Gelato Divino, donde se sirven helado, tartas y café, ideal para tomarte un descanso.

Justo antes de la puesta de sol, vuelve a cruzar hacia el zoco Souq Waqif, al Al Jomrok Boutique Hotel, en el corazón de la zona. En su azotea hay escondida una pequeña joya: Shurfa Arabic Lounge. Puedes tomar algo y contemplar la puesta de sol desde este mirador único con vistas al zoco, al Corniche y mucho más.

  1. El zoco Souq Waqif
  2. Al Jasra
  3. Museo de Arte Islámico
  4. Parisa
  5. Gelato Divino
  6. Al Jomrok Boutique Hotel

2.       En busca del shawarma, plato tradicional árabe

El shawarma es la eterna comida callejera árabe. Pan de pita relleno con trozos de pollo o cordero, pepinillos (a veces patatas fritas) y todo bañado con salsa de ajo. Este recorrido te lleva a los mejores locales de shawarma de Catar. Más vale que vengas con el estómago vacío.

Prepárate para hacer cola y lleva efectivo (en muchos sitios no aceptan tarjetas). Los precios oscilan entre 5 QR y 10 QR por shawarma. A muchos de estos lugares se puede llegar en el metro de Doha o en taxi.

La ajetreada zona comercial Matar Qadeem es un paraíso para los amantes de la gastronomía. Allí se encuentra Mashawi Al Arabi, Matar Qadeem, uno de los locales de shawarma de la ciudad preferidos por la mayoría de la gente. La razón es su especia especial, a la que llaman bacharat masala y que añaden siempre a la carne (tienen ternera y pollo). Si te gusta el picante, confía en mí y pide la salsa turca.

Cerca de Mashawi está Petra, Matar Qadeem. Este local está situado junto a un supermercado, pero no te dejes engañar por eso. Sus shawarmas de pollo vienen en pan de pita con lechuga, cebolla y tomate, aderezado con salsa tahini. Si quieres darle más fuerza, pide que le añadan picante. Los vegetarianos deberían probar sus sándwiches de falafel; este es esponjoso y lleno de sabor. También tienen locales en Bin Omran, Al Nasr y Umm Ghuwailina.

Jabal Lebnan Restaurant, Al Nasr está a unos minutos en taxi y, según los dueños, sus shawarmas son tan famosos gracias a su ingrediente secreto. Sea lo que sea, están deliciosos, y el tostado del pan les da una textura extracrujiente. Te aconsejo pedir la salsa picante.

Sin duda impresionante es Beit Jeddi Restaurant, en Muntazah, donde los chefs han elaborado una especia especial para dar a sus shawarmas un toque característico. Se sirve al estilo libanés con patatas fritas, pepinillos y una salsa de ajo maravillosa. Recomiendo probar otros de sus productos, como unos pequeños hojaldres llamados fatayers rellenos de queso, espinacas, carne, etc.

Un poco más lejos en Al Rayyan se encuentra Marhaba Istanbul Restaurant, donde utilizan con orgullo ternera australiana o pollo de buena calidad para sus shawarmas. Su salsa tahini con sabor a ajo es legendaria y hace que valga la pena la caminata hasta las afueras.

  1. Petra Restaurant
  2. Restaurante Jabal Lebnan
  3. Beit Jeddi Restaurant
  4. Restaurante Marhaba Istanbul

3.       Comer en Freej Bin Mahmoud Street

Esta zona humilde de Doha se ha convertido en un imán para los amantes de la gastronomía con su mezcla de cocina internacional, tiendas de alimentación, etc. Puedes comer platos de todo el mundo sin salir de Bin Mahmoud y parece como si cada día abriera un restaurante o cafetería nuevos. Alberga probablemente la mayor concentración de restaurantes coreanos de la ciudad y esto es solo el principio. Este itinerario te lleva por los lugares más interesantes de la zona, la mayoría de ellos ubicados en Bin Mahmoud Street o la adyacente Al Jazeera Street, pero es fácil pasar de una zona a otra yendo donde te lleven tus papilas gustativas. No importa dónde empieces la visita, pero te recomiendo que empieces sobre las 12 del mediodía y que vengas con hambre.

El crecimiento de la comunidad rusohablante en Catar ha provocado la proliferación de restaurantes y cafeterías de Europa del Este. En URTA, en Bin Mahmoud Street se sirve cocina ruso-kirguís y ha causado sensación en el panorama gastronómico. Empieza con una sopa, como la emblemática sopa rusa de remolacha, y acompáñala con unos dumplings rellenos de queso o carne, llamados pelmeni y vareniki.

Siguiendo con la temática rusa, en el restaurante cercano Afrasiyab (también en Bin Mahmoud Street) se sirve cocina uzbeka. Su plato estrella es el palov, hecho con arroz, zanahoria, cordero y cebolla.

La pequeña Corea de Catar empieza en Jazeera Street con Little Yee Hwa, el restaurante hermano de Yee Hwa, posiblemente uno de los restaurantes coreanos más populares de la ciudad y situado en la cercana Al Nasr. Aquí tienes que pedir la versión coreana del sushi, llamado Kim Ba, rábano encurtido y otros rellenos envueltos con algas, así como Japchae, que son fideos de patata con ternera y un huevo frito encima.

Asómate a la cercana Tofu House, para probar su versión de KFC, Korean Fried Chicken, con sus alitas de pollo Yangyeom picantes y pringosas. También puedes deleitarte con la última moda para adentrarte en el mundo de los amantes de la gastronomía: el té de burbujas. Té con leche dulce y frío con bolitas de tapioca.

Puedes desviarte hacia Tailandia con Khao San, también situado en Al Jazeera Street. Espacioso y luminoso, ofrece una carta de especialidades tailandesas. Pero es su sopa de estofado al estilo tailandés (servida con carne, marisco y verduras para mojar en la cazuela de barro) la que maravilla a los amantes de la gastronomía. ¡Una comida perfecta!

Si lo tuyo es la comida india, Gokul Gujarati, situado en Bin Mahmoud Street, ofrece el codiciado thali para comer y cenar con complementos infinitos. Thali es una comida india compuesta por una selección de platos servidos en una bandeja. Es una gran oportunidad para probar varios platos diferentes y se puede elegir entre opciones vegetarianas o de carne.

Situado en una calle lateral, no te puedes perder Jamal Restaurant. Regentado por el Sr. Jamal y sus hijos, este restaurante pakistaní es poco menos que legendario. La carta es breve y la anuncian a diario en una pizarra blanca. A medida que se van terminando los platos, van actualizando la pizarra. Puedes estar seguro de que tendrán karahi de pollo (estofado de pollo con abundantes especias) con pan sin levadura muy caliente como complemento. El local de al lado es una pequeña panadería con un horno de tierra.

Deja espacio para el postre porque la visita a Al Aker Sweets no es negociable. En esta institución en Doha se sirven los mejores dulces árabes, incluido uno que no puedes dejar de probar, el kunafa. Es un postre tradicional de Medio Oriente hecho de masa fina de sémola bañada en almíbar dulce a base de azúcar y con capas de queso, miel y frutos secos. Se sirve caliente y es una maravilla. En Al Aker encontrarás kunafa crujiente o blando.

  1. Restaurante Afrasiyab
  2. Little Yee Hwa
  3. Tofu House
  4. Khao San
  5. Gokul Gujarati
  6. Restaurante Jamal
  7. Al Aker Sweets

4.       Vivir en vegano

Aquellos que busquen un estilo de vida vegano o vegetariano tiene donde elegir en Catar. La comunidad vegana y vegetariana en Catar está creciendo y, gracias a ello, cada vez existe un mayor número de posibilidades. Este itinerario te lleva por un recorrido por las mejores opciones veganas y vegetarianas de la ciudad.

Empieza el día con un clásico de la cultura vegana en Catar, Evergreen Organics en The Pearl-Qatar. Esta fue una de las primeras cafeterías completamente veganas de Doha y, para mí, sus desayunos son los mejores. Prueba el burrito de desayuno, un crep de trigo sarraceno relleno de aguacate y crema de anacardo. Sus gachas de dátil y pera también te darán energía para el resto del día. También sirven zumos fríos y café ecológico con zumos hechos con bebidas vegetales. Esto te permitirá explorar The Pearl y pasar un rato observando a la gente.

Haz una parada a media mañana en el centro de Doha en Falafel Al Akawi. Como su nombre indica, su especialidad es el falafel, en una versión esponjosa y rebosante de sabor. El resto de la carta es básicamente vegetariana: humus, ensalada crujiente fattush y otro de mis favoritos, berenjena a la plancha.

A unos minutos en taxi desde el Corniche se encuentra Nosh Cravings, el primer restaurante vegano de comida rápida, situado en el modesto aparcamiento de una gasolinera. Es el lugar perfecto para pararse a comer. Con una decoración divertida (las paredes están adornadas con murales) y una carta que hará que hasta los más carnívoros se lo pienses dos veces, se ha ganado un buen número de fervientes seguidores. La estrella de la carta es su enorme hamburguesa de pollo, hecha de proteína vegetal, aderezada con salsa picante y ensalada de col. Y su versión del shawarma, hecho con yaca, cuyo parecido con el original es asombroso. También ofrecen ensaladas, pizzas e increíbles batidos.

Saravana Bhavan es la mejor manera de terminar un día de turismo. Con numerosos locales en Doha, llevan décadas sirviendo platos indios veganos a precios asequibles. Para cenar está bastante concurrido y la carta para comer durante el día tiene unas 20 páginas. Sus bhaji de cebolla son crujientes y se sirven con chutney y sambal; el paneer tikka (queso) lleva muchas especias. Si la carta te abruma, pide alguna sugerencia al personal o señala a la mesa de al lado, ¡será un buen comienzo!

Conoce a nuestros embajadores

  1. Imagen de perfil de Elmira Kahrobaie

    Elmira Kahrobaie

    Bloguera de lujo
    Aventuras
    Más información sobre Elmira Kahrobaie
  2. Imagen de perfil de Mashel Al Naimi

    Mashel Al Naimi

    Piloto
    Deportes
    Más información sobre Mashel Al Naimi
  3. Imagen de perfil de Muna Al-Bader

    Muna Al-Bader

    Artista, embajadora del arte
    Art & culture
    Más información sobre Muna Al-Bader
  4. Imagen de perfil de Noor  al Mazroei

    Noor al Mazroei

    Chef
    Comida y bebida
    Más información sobre Noor al Mazroei